En Tinder saben que el contacto virtual seri­a un paliativo eficaz ante el aislamiento social